Los sofistas

Atenas a partir del 450 a.C fue el centro cultural del mundo griego. Desde entonces la filosofía toma una nueva orientación. En Atenas el interés se centraba en el hombre y su lugar en la sociedad, se fue desarrollando la democracia. Por lo tanto se necesitaba educación, tanto el pueblo como los gobernantes.

¿ Quien eran los sofistas  ?

La palabra sofista aunque ha cambiado mucho originalmente quería decir, la persona que aporta sabiduría a sus alumnos. Más tarde se le atribuía también a quien tenía inteligencia practica y era sabio en un sentido general.

La antigua Grecia tenía una gran demanda respecto a la educación, sobretodo en el ámbito político para que alguien les condujera al éxito político.

Los sofistas, aunque también impartían otras materias, las más comunes eran retórica y oratoria. Esto se debía a que a los interesados por estos conocimientos querían ganar reconocimiento político. También estas materias eran muy útiles para convencer a cualquiera, para ellos la verdad no era prioritaria.

 

Sofistas y filósofos

Los grandes sabios de Grecia nunca aceptaron pagos por sus enseñanzas,y como fueron los primeros se generó polémica entre los que estaban a favor y los que estaban en contra.

Estaba mal visto por filósofos de la época porqué se hacía con un fin de lucro y de quedar por encima de alguien. Tenían como objetivo el dominio de la política mediante razonamientos engañosos. Usan el razonamiento para los intereses políticos y otros intereses en vez de usarlo para la verdad y la filosofía.

Igualmente a los sofistas se les considera filósofos por haber aportado una visión, con unas ideas y pensamientos. Además de haber contribuido al desarrollo de la educación.

Ideas y pensamientos de los sofistas

Los sofistas rechazaban las especulaciones filosóficas ya que las consideraban inútiles. Opinaban que aunque las preguntas filosóficas debían tener alguna respuesta, el ser humano nunca llegará a obtener una respuesta absoluta. Ni de la naturaleza ni del  universo, este punto de vista de la filosofía se llama escepticismo.

Los sofistas no únicamente tenían fines de lucro sino que en parte también se preocupaban por la educación. Por lo que Pericles (político), le pidió a su amigo Protágoras (uno de los sofistas) que redactara la constitución para una de las colonias. Allí por primera vez se estableció la educación pública obligatoria para todos.

Los sofistas pensaban que cualquier persona podía llegar a ser sabia o virtuosa sin depender de su etnia o clase social.

 

“El ser humano es la medida de todas las cosas”       Protágoras

Esto quiere decir que no existe un criterio absoluto para definir lo que esta bien o mal, es decir que algo puede estar mal dentro de una sociedad y a la vez en otra diferente ser algo que se ve como bueno.

Convencionalismo

Las leyes no son eternas y como el ser humano las ha creado y no son más que pactos sociales él mismo las puede destruir. Claro que a su vez no son universales sino que pueden ser variables ya que las ha creado una sociedad o los poderosos.

Pragmatismo

Algo o alguien es bueno o malo no dependiendo de principios morales sino de si es útil o no lo es. Mentir por ejemplo según los sofistas en el caso de que fuera para conseguir algo (útil) estaría bien visto y no sería malo.

Escepticismo

No existe el bien y el mal, lo verdadero y lo falso, y si existiera no lo podríamos conocer. Porque no está probada nuestra conciencia, no podríamos transmitir objetivamente que somos conscientes en vez de un robot.

Agnosticismo

No podemos saber si existen los dioses o si no existen, no tenemos la certeza por lo tanto no lo podemos demostrar. Los dioses pueden ser invenciones de los seres humanos y cada pueblo los puede haber creado a su manera.